El Genocidio del que no se habla

52 pg 32El Congo grita, África grita: Tambores para la terca esperanza         

 Poco sabemos de África y muy poco del Congo, pero desde hace 6 años, más de 4 millones de congoleños han muerto, bien víctimas directas de la guerra, bien por el hambre que ésta ha ocasionado.

En la República Democrática del Congo se está viviendo probablemente el conflicto armado más grave acaecido desde la segunda guerra mundial. Y este verdadero genocidio permanece prácticamente sin cobertura en los medios de información, cuando podríamos compararlo perfectamente con el holocausto judío que protagonizaron los nazis.

Mas con todo lo grave que es este silencio informativo, más si cabe lo es, el que se nos presente esta “invasión” bajo el disfraz de una cuestión étnica, sin entrar en que es el saqueo de los grandísimos recursos que tiene el Congo (diamantes, petróleo, coltán etc) lo que explica el pillaje de esos depredadores que actúan en connivencia con compañías americanas y europeas.

“El congo grita, Africa grita” es, después de María la de Jesús, de la que ya hablamos en UTOPÍA, el segundo CD de Domingo Pérez y el grupo Veredas. En esta ocasión se trata de un disco-libro, que han realizado, -como una herramienta más para romper este bloqueo informativo, al menos en nuestro país- junto al Comité de Solidaridad con África Negra y con la colaboración del grupo Segtaba Percusión de Burkina Faso.

Con el libro han intentado desvelar algunas de las claves de ése conflicto del África Central y con las canciones, música y percusión del disco pretenden promover sentimientos de solidaridad entre aquellos que las escuchen. Por si fuera poco, este valioso e imprescindible pack también contiene magníficas fotografías, un CD con presentaciones en Power Point y una guía didáctica con estupendas propuestas para usar todo este material como medio de reflexión con grupos de alumnos, de jóvenes y de adultos.

En fin, ya para terminar queremos agradecer el ingente pero ilusionado esfuerzo de todos estos soñadores del otro mundo es posible, y lo hacemos con sus propias palabras que tomamos de la introducción del disco …”porque estos tambores son la señal que inquieta, que advierte y hace fijarse a nuestros satisfechos vecinos en un continente masacrado y menospreciado. Estos tambores acompañan los gritos de dolor de tantas personas inocentes cuya dignidad ha sido profundamente machacada. Estos tambores son una llamada urgente, muy urgente, para ponerse en camino, porque sólo de los que caminan es la esperanza de un mundo mejor: solidario, igualitario, libre, amoroso, humano, profundamente humano. No lo dudéis, estos tambores son tambores para hacer crecer en nosotros y mantener la terca esperanza”.

Luis Ángel Aguilar

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

*